El director técnico de Talleres, Juan Pablo Vojvoda, admitió hoy que su equipo careció de profundidad para poder conseguir al menos un empate ante Boca Juniors, en La Bombonera.

“No tuvimos una fluida circulación de balón y no fuimos lo profundo que debemos ser. Ellos sacaron la ventaja en el momento apropiado, después el partido fue controlado, pero Boca es asi, se despierta en cinco o seis minutos y te demuestra su jerarquía”, comentó el entrenador, que hizo su estreno oficial en el cuadro cordobés.

Vojvoda consideró que el penal de Boca fue bien sancionado y que tenían que haberle dado uno a Talleres, por la mano de Pablo Pérez dentro de su área.

“Los dos penales fueron, el de Godoy me pareció penal desde mi posición y el de la mano habíamos tenido una reunión con la gente de Superliga y nos dijeron que toda mano que aumente una superficie es penal, pero bueno, no lo vio el árbitro”, dijo.

 

No hay comentarios