Luego de una jornada oscura en muchos aspectos, sobre todo los mediáticos, hoy hubo una conferencia de prensa en Bronnitsy, en la que uno de los referentes del plantel, Javier Mascherano, no se quedó con nada sin responder.

“Trataremos de hacer todo lo posible para conseguir la clasificación, no queremos que esto se termine el martes”, dejó en claro el volante central, ante la posibilidad de que Argentina quede afuera en primera ronda.

El “jefecito” admitió la situcación “compleja” que atraviesa el combinado albiceleste, y se hizo cargo en todo momento de haber quedado a un paso de la eliminación.

“Se hicieron muchas cosas mal. La situación es compleja y somos responsables de eso. Tratamos de ir buscando soluciones mientras tenemos la posibilidad de tener una chance más. No es una situación fácil, sabemos que es compleja, muchas veces uno quiere cambiar las cosas y no se da de una manera mágica, es fútbol, pero tenemos la fe de revertir esta situación”, se esperanzó.

Además, celebró que “el destino” les dio “una oportunidad más” gracias al triunfo de Nigeria sobre Islandia.

Lo que esperaban todos era la hora de las aclaraciones sobre toda la marea de rumores, informaciones cruzadas y operaciones mediáticas que ensombrecieron la jornada del sábado.

Mascherano explicó que el plantel tuvo con el cuerpo técnico “una reunión con el afán de que cada uno pueda poner un granito de arena para mejorar y clasificar a octavos de final”.

“En una reunión se habla de todo, más que nada de fútbol. Tratamos de solucionar los problemas. Hablamos con el fin de ayudar, de sacar esto adelante. Sabemos que si las cosas van bien nos beneficiamos todos, y si van mal nos perjudicamos todos también”, señaló.

Aclaró que, a pesar de algunas versiones, ese cónclave no fue para “imponer” la postura de los jugadores y quitarle margen de acción a Jorge Sampaoli.

“No se trata de imponer, es simplemente llegar a un acuerdo colectivo de dónde se siente mejor el grupo. Hay un montón de mitos que se generan alrededor y no podemos estar puntualizando en cada uno”, evitó referirse a cada una de las mil historietas que se dibujaron.

El surgido en River Plate recordó que los mejores entrenadores del mundo también le piden la opinión al jugador, porque son los jugadores los que terminan tomando las decisiones dentro de la cancha”.

“Pasa en todos los equipos del mundo. No es que el entrenador vaya a consensuar, simplemente quiere saber cómo te sentís adentro de la cancha”, continuó.

En ese sentido, afirmó que “la relación con el técnico es totalmente normal”.

“Obviamente que cuando nosotros sentimos una comodidad se la planteamos, si no seríamos unos hipócritas, estaríamos perjudicando al equipo, y nosotros buscamos el beneficio colectivo”, indicó.

Sobre los audios y videos virales, insistió en que hay “varios” “mitos”, y se refirió a Ricardo Caruso Lombardi, protagonista de uno de ellos, como “una persona nefasta para el fútbol argentino”.

“Eso son los mitos. Está el que se los cree, que hay muchos, está el que lo deja pasar, y después están ustedes (la prensa), que son los que los viralizan”, acusó.

Finalmente, de cara al definitorio partido frente a Nigeria, recordó que los argentinos son “los subcampeones del mundo”.

“Yo sigo creyendo, mucho de estos chicos nos han llevado a tres finales y no voy a dejar de creer en ellos”, concluyó Mascherano.