El bahiense Emanuel Ginóbili rompió el silencio luego de anunciar su retiro del básquetbol profesional a los 41 años y resaltó que “se juntó lo físico, lo mental y familiar” para tomar la decisión y ponerle fin a una brillante carrera.

“Se juntó lo físico, lo mental y familiar a la hora de tomar la decisión. El tema de la familia empezaba a tirar cada vez más, regresar a la Argentina y también pasar más tiempo con mi gente de allá. Pero como dije, decidí tomarme un poco de tiempo para entrar a esta cancha y ver si me venían las ganas de agarrar esa pelota, de empezar a correr y otra vez empezar a prepararme físicamente. La realidad es que cuando me metí ahí, empecé a hacer gimnasio, agarré la pelota y no pasó nada. No pasó absolutamente nada, de hecho me vi más lejos. Lo físico, lo mental y lo familiar, las tres fuerzas fueron similares, expresó el ex escolta del seleccionado argentino en una conferencia de prensa que dio desde Texas.

Al ser consultado sobre qué momento fue más importante en los San Antonio Spurs (2002/2018), Ginóbili eligió el título de 2014.

Por muchas razones elijo ese campeonato. Primero porque me llegó en un momento distinto de mi vida, ya con tres hijos, luego de una frustración muy grande que habíamos vivido el año anterior contra Miami, siete años después del último título. Le habíamos perdido un poco el gusto, así que cuando en el 2014 pudimos ganar y además jugando tan bien, fue un momento increíble”, amplió.

Una de las personalidades que lo despidió desde las redes sociales fue el rosarino Lionel Messi, a quien “Manu” le contestó con la humildad que lo caracteriza.

“El es el mejor del mundo, mientras que yo soy uno más en este mundo de la NBA. Ni se asemeja. Lo que pasa es que lo mío se destacó mucho más porque vengo de un país que no tenía una tradición de jugadores de básquet con cierto éxito, así que por ahí se ha mencionado. Pero, con Messi estamos hablando de uno de los mejores jugadores de la historia, no solamente de la actualidad”, dijo.

El bahiense sotuvo que “lo más importante no son los campeonatos, son las historias, las experiencias y el aprendizaje de los buenos y malos momentos”.

Ginóbili ganó cuatro anillos de NBA con San Antonio (2003, 2005, 2007 y 2014) y con el seleccionado argentino llegó a la gloria al conquistar la medalla de oro en los Juegos Olímpicos de Atenas 2004.