Orlando se olvidó

Suele decirse en la NBA que la defensa no se negocia.

Al parecer los jugadores de Orlando Magics se saltearon esa página del libro, y DeMar DeRozan entró, como su fuera un paseo matutino por la campiña irlandesa, para volver la pelota.

Ante la no defensa, la victoria fue de San Antonio Spurs.