Una multitud de hinchas de Boca Juniors realizaron esta noche un colorido e impactante Banderazo en el Parque Lezama para expresarle su apoyo al plantel para la final del domingo de la Copa Libertadores de América ante River Plate, en Madrid.

Desde temprano, los fanáticos se concentraron en las cercanías a Casa Amarilla y a las 20 ya habían cortado la intersección de Almirante Brown y Martín García para teñirlas de azul y amarillo.

El micro del plantel salió a las 23 de Casa Amarilla y desde allí fue acompañado en caravana hasta la subida de la autopista 25 de Mayo, bajo un gran operativo de seguridad.

Los jugadores cantaron y se fotografiaron con los hinchas de fondo, que bañaron la avenida Almirante Brown de azul y amarillo, y hasta tiraron humo y pirotecnica.

Cuando el micro conectó la Riccheri, hubo hinchas que colgaron banderas en los puentes peatonales y otros saludaron a los jugadores desde la peligrosa posición de estar al costado de la autopista.

Boca tomará el vuelo chárter en horas de la madrugada y llegará a Madrid este miércoles. El plantel se hospedará en el Hotel Eurostars Suites Mirasierra y practicará en el centro de entrenamiento de la Federación Española de Fútbol.