Belgrano de Córdoba no pudo el pasado viernes con Colón, sumó su tercer juego sin triunfos y sigue en puestos de descenso en la tabla de los Promedios. Matías Suárez, capitán del “Pirata”, analizó hoy la situación de su equipo y consideró que quizás “la ansiedad por ganar” les está “jugando en contra”.

“Nosotros mismos somos nuestros rivales, por las ganas de ganar y salir adelante que por ahí juegan en contra. Tenemos ansiedad por salir a ganar y nos está costando mucho. Tenemos que cambiar eso”, reconoció Suárez.

En rueda de prensa, el experimentado futbolista cordobés de 30 años agregó: “Esta costando la generación de juego, pero hay que seguir adelante, sumando lo bueno, y seguir trabajando para mejorar”.

“La mayoría de los partidos con Diego (Osella) arrancamos ganando y después no pudimos mantener la ventaja. Tenemos que cambiar eso para saber manejar los partidos”, destacó.

La referencia fue para los encuentros ante Banfield, Independiente y Atlético Tucumán, en los que Belgrano no pudo sumar tres puntos pese a comenzar el juego en ventaja. Ante el “Taladro”, el elenco cordobés empató, mientras que perdió los otros dos partidos.

Sobre el último empate ante Colón, Suárez manifestó: “Nos quedó una sensacion rara, porque si nos animábamos un poco más podíamos sacar los tres puntos”.

“Sacamos uno pero nos vinimos con un sabor amargo”, deslizó después de la práctica que el plantel llevó a cabo en el predio Armando Pérez, con vistas al último partido que disputará este año por Superliga, frente a Tigre, el lunes, como local.

Será un encuentro vital ante un rival directo en la lucha por la categoría, porque el “Matador” también ocupa un lugar en la zona roja de los Promedios.

Foto: Prensa Belgrano