Román Martínez lamentó hoy la derrota de San Lorenzo de Almagro ante Palmeiras porque “duele”, pero rescató que su equipo clasificó a los octavos de final de la Copa Libertadores.

“Es una nueva derrota que duele, pero estamos clasificados. Después de quedar afuera de la Copa Superliga teníamos que venir a dar la cara. Estamos en un club grande en el que tenemos que estar a la altura, pero rescato que estamos clasificados en una zona muy difícil en la que nadie daba dos pesos por San Lorenzo”, destacó el mediocampista en una entrevista con Fox Sports.

Luego, analizó brevemente un encuentro que tuvo pocas situaciones de riesgo, pero que finalizó con la caída del Ciclón.

“En el primer tiempo ellos no generaban mucho. Les dimos un poco la pelota, pero no lastimaban. Nosotros nos apuramos y tampoco generamos mucho. No aguantábamos la pelota y volvía rápido”, indicó Martínez.