River Plate regresó a Argentina tras la derrota ante Athlético Paranaense y Lucas Martínez Quarta confía en dar vuelta la serie de Recopa Sudamericana en la revancha, que se jugará en el Monumental.

“Con nuestra gente vamos a salir a ganar y a hacer el partido que pensamos y deseamos. No nos gusta perder, pero como se dio el partido el resultado es una ventaja para nosotros, para poder sacar así una diferencia. Con trabajo vamos a mejorar. El equipo está con mucha confianza, con mucha fe. La semana pasada estuvimos ahí de lograr una clasificación cuando veníamos tres goles abajo”, recordó el cruce con Atlético Tucumán por Copa Superliga.

El marcador central hizo autocrítica y reconoció que el millonario no hizo “un buen partido”.

“No hicimos un buen partido. Eso está claro, somos autocríticos. No hicimos lo que veníamos haciendo, no pudimos encontrar el juego ni tomar la iniciativa del juego, que es lo que nos caracteriza a nosotros”, admitió en rueda de prensa, recién bajado del avión.

También destacó las virtudes del rival y sus delanteros.

“Tampoco hay que sacarle mérito al rival, que hizo un buen partido y nos tapó bien los circuitos de juego. Tienen muy buenos delanteros, muy buen equipo. Dos delanteros rápidos por afuera y Marco Ruben, que ya lo conocemos y es un buen delantero”, concluyó Martínez Quarta.