El Milan venció hoy como visitante 3-2 al SPAL, pero los triunfos de Atalanta e Inter lo dejaron fuera de la zona de clasificación a la Champions League 2019/20, con lo que competirá en la Europa League.

El rojinegro, con el defensor argentino Mateo Musacchio de titular y el volante Lucas Biglia en el banco, lo ganó con los tantos de Calhanoglu y un doblete de Kessie, el segundo de penal, pero volvió a quedarse en las puertas del principal certamen del continente europeo.

En consecuencia, Milan finalizó el campeonato en la quinta posición, con 68 puntos, a una unidad de Atalanta e Inter, los últimos clasificados a la Champions League.

El SPAL convirtió por Vicari y Fares, y jugará una temporada más en la máxima categoría.