Carlos Moyá, el entrenador de Rafael Nadal, afirmó que el español es “inhumano” no sólo por sumar su décimo segundo título en Roland Garros, sino también por superar las dificultades que se le presentaron antes de llegar al abierto francés.

Rafa está acostumbrado a la presión. Son muchas veces ya las que ha sentido lo que es eso. Es inhumano. Los mortales como nosotros es complicado que podamos aguantarla. Él es un campeón y por eso está ahí”, afirmó Moyá en declaraciones publicadas al sitio de la ATP.

Posteriormente Moyá se refirió a los momentos complicados que vivió Nadal tras la lesión sufrida en la rodilla derecha durante el Masters 1000 de Indian Wells.

“Fue un momento muy difícil para él, mental y físicamente. Tuvo que esforzarse hasta el límite para volver a la cancha, para estar motivado. Tuvo una actitud increíble en esos malos momentos, eso es lo que lo trajo aquí. Es fácil jugar bien cuando todo está bien, pero lo que ha pasado estos últimos dos meses muestra quién es y cuán mentalmente es”, expresó.

Moyá contó luego la actitud que tuvieron tanto él como el resto del equipo para ayudar a Nadal en esos momentos, al señalar que “intentamos rodearlo en el mejor de los casos. Dejamos nuestros roles de entrenador, fisioterapeuta para ser, ante todo, amigos. Tenía que saber que tenía a alguien con quien hablar, en quien podía confiar”.

Luego, el entrenador se refirió a la trascendencia de los 12 títulos conseguidos por Rafa en Roland Garros.

“Seguramente dentro de 100 años, cuando la gente vea el palmarés de este torneo y vea que hay alguien que ganó 12 veces, les parecerá algo increíble y de otro tiempo. Eso permanecerá durante muchos años”, sentenció.

Foto: rolandgarros.com/©Cédric Lecocq / FFT