Los dirigentes del fútbol argentino, en su mayoría, pedirán la renuncia de los integrantes del Tribunal de Apelaciones de la Superliga, después del fallo que quedó en suspenso con la quita de puntos a San Lorenzo y Huracán.

“La Superliga somos nosotros, los 24 clubes. Y estamos indignados. Vamos a pedir la renuncia del Tribunal de Apelaciones. Es un momento bisagra del fútbol argentino. Todos queremos un fútbol distinto, pero hay que tener responsabilidad moral para llevarlo a cabo. Lo que pasó con a San Lorenzo y Huracán fue un retroceso”, aseguró el presidente de Talleres, Andrés Fassi, por la señal de TyC Sports.

Y continuó: “Está claro que el Tribunal de Apelaciones está presionado. Los clubes vamos a pedir la renuncia de sus miembros por lo que pasó con San Lorenzo y Huracán. En la Superliga estamos indignados”.

Tanto San Lorenzo como Huracán habían sido sancionados con la quita de seis puntos y la imposibilidad de incorporar debido a irregularidades en los contratos de sus jugadores. Los clubes apelaron y el Tribunal de Apelaciones resolvió dejar la sanción en suspenso y aplicarles una multa económica, lo que generó la indignación de los dirigentes de las demás instituciones.