Domingo Blanco fue una de las revelaciones dentro del equipo sensación de la última Superliga, Defensa y Justicia. El volante, incluso, tuvo su premio con una convocatoria al seleccionado argentino, donde jugó al lado nada menos que de Lionel Messi.

Pero esa temporada quedó atrás y el mediocampista bonaerense de 24 años volvió a Independiente, equipo que lo cedió a préstamo al Halcón. Y Blanco, aseguró, quiere revancha.

“Volver era lo que quería. Me fui en busca de minutos y de agarrar experencia y estoy con ganas de jugar en Independiente. Con (Sebastián) Beccacece aprendés en todo momento”, manifestó Blanco, quien se reencontrará en el Rojo con el entrenador que llevó a Defensa y Justicia al subcampeonato en el último torneo.

Acerca del objetivo que perseguirá Beccacece en su nuevo ciclo, Blanco aseguró: “Lo que busca es protagonizar mucho en todas las canchas y tiene una idea y una cabeza muy grande”.

“Disfruto mucho tenerlo y trato de pasarla bien adentro de la cancha. Espero poder hacerlo acá”, completó el volante que intentará asentarse en el club en el que debutó en la máxima categoría.