San Lorenzo está ante un día histórico, el de su regreso a Boedo. Esta noche se concretará uno de los máximos deseos de todo el pueblo azulgrana y luego de una extensa lucha, las tierras donde se levantó el Gasómetro original volverán a ser, formalmente, propiedad del club.

En ese contexto, los hinchas realizarán una vigilia hasta que el reloj marque las 0 del lunes y definitivamente el predio de Avenida La Plata vuelva a pertenecer al club.

A las 19 comenzará una misa en el Oratorio San Antonio, donde el padre Lorenzo Massa gestó el inicio del club. Desde allí los hinchas partirá en caravana hacia Tierra Santa.

En el lugar donde se levantó el legendario estadio sanlorencista habrán “shows, videos conmemorativos, música y un recorrido fascinante, que tendrá que ver con los 111 años de historia del Ciclón”, informó el club.

San Lorenzo terminó de concretar la vuelta el pasado viernes, cuando firmó la escritura que le devolvió la posesión de los terrenos donde planea levantar un nuevo estadio.

La pelea por volver a las fuentes comenzó hace mucho tiempo. En 2006, el club recuperó 4.500 metros de la plaza Lorenzo Massa y una década después inauguró allí el Polideportivo Roberto Pando.

La sanción de la Ley de Restitución Histórica en 2012 le dio un impulso vital a este anhelo de volver al barrio de Boedo.

Esta noche, después de históricas y populosas marchas en la Jefatura de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, de negociaciones con la empresa francesa dueña del supermercado instalado en los terrenos de Avenida La Plata, y gracias a la colaboración inestimable de los hinchas que adquirieron metros cuadrados a trávés de un fideicomiso, el sueño de San Lorenzo se hará realidad.