Ya se había ido todos, hasta los utileros, pero quedaba alguien.

Y ese alguien era Facundo Campazzo, quien fiel a su estilo, debía hace “una de las suyas”.

El cordobés, está vez, estuvo medido e hizo algo que quizá no entre en su Top-10.

Pero seamos justos con “Facu” y digamos que uno de los bases del seleccionado de básquetbol puso toda la carne en el asador el viernes, cuando, con el santiagueño Gabriel Deck sentado a su lado, ni siquiera miró el aro para ganarse el video.

¿Casualidad? Vaya uno a saber.

Foto: @cabboficial