El seleccionado argentino de básquetbol perdió 89-82 ante su similar de Brasil, en un encuentro amistoso jugado en Lyon, Francia, con miras a su participación en el Mundial que se llevará a cabo en China, a partir del 31 de agosto.

Nicolás Laprovittola (18 puntos, 6 rebotes y 8 asistencias), Luis Scola (17 puntos y 9 rebotes), y Gabriel Deck (17 puntos y 5 rebotes), fueron las figuras más destacadas en la Argentina.

A pesar de no tener grandes estadísticas, también resultó interesante el trabajo realizado en ciertos momentos del partido de Patricio Garino (en ataque aportó 2 puntos, pero fue importante en el costado defensivo), Facundo Campazzo (8 puntos, 6 rebotes y 3 asistencias), Nicolás Brussino (7 puntos y 4 rebotes), y Marcos Delía (6 puntos).

El partido resultó sumamente parejo; a lo largo de los 40 minutos ambos equipos se intercambiaron el liderazgo en el marcador; y exhibieron, como es lógico en esta etapa de preparación, aciertos y errores.

La diferencia sustancial se concretó en el último cuarto, cuando la Argentina se quedó sin gol (apenas marcó 13 puntos), y Brasil, con Victor Benite (marcó 10 punto en el parcial final) como hombre desequilibrante, supo cerrarlo mejor.

En lo que se refiere al banco de pruebas que representa este torneo con miras al Mundial, el entrenador Sergio Hernández utilizó distintas formaciones, hombres importantes como Scola, Campazzo y Garino no estuvieron en el cierre del partido; se probaron sistemas defensivos; y algunos jugadores cubrieron posiciones no habituales.

Si la falta de gol fue determinante en el cierre; el problema que Brasil le creó a la defensa argentina, tanto en el juego interior como con sus tiros externos, fue el otro factor determinante en la derrota.

Mañana, el equipo dirigido por Hernández afrontará su primer amistoso ante un rival europeo, cuando a partir de las 13, se enfrente a la selección de Montenegro.

Foto: Prensa CABB