Mauro Icardi sigue sin definir su futuro profesional, pero suma capítulos a la novela en la que él es el galán y varios clubes se pelean por conquistar su corazón.

Una voz en el teléfono, novela argentina de Alberto Migré de 1990, podría tener su remake, pero con el rosarino y Wanda Nara como protagonistas, en reemplazo de Raúl Taibo y Carolina Papaleo.

Según Corriere Dello Sport, ya no solo el presidente de Napoli, Aurelio De Laurentiis, intenta seducir al delantero con llamados a él y a su esposa y representante. Ahora se sumaron varios integrantes del plantel del conjunto del sur italiano, quienes se comunicaron con Icardi para manifestarle sus deseos de tenerlo como compañero.

A un par de días de la fecha en la que Icardi tomaría su decisión final, todo es incierto. Inter le puso un precio de 80 millones de euros e intentaría canjeárselo a Juventus por Paulo Dybala, pero en Turín no están convencidos de aceptar esas condiciones.

Roma, que era otro de los pretendientes, parece haber quedado un tanto relegado en la carrera. Y Napoli gasta en llamadas interurbanas para conquistar al esquivo galán.