Mallorca y Athletic de Bilbao mostraron grandes problemas para acertar al arco contrario e igualaron 0-0 en el partido que marcó el inicio de la cuarta fecha de La Liga española de fútbol.

Ambos dispusieron de situaciones claras para romper la paridad en el Estadio de Son Moix, pero fallaron en la definición.

Mallorca fue el primero, a los 37 minutos del segundo tiempo, cuando tuvo un penal a disposición pero Abdon lo ejecutó desviado.

En tiempo adicionado, y previa revisión en el VAR, el árbitro Pablo González Fuertes sancionó penal en favor de Bilbao, pero el arquero Manolo Reina se vistió de héroe al atajarle el disparo a Aritz Aduriz.

De ambos, el equipo que más lamentó la igualdad fue Athletic de Bilbao, porque si ganaba quedaba momentáneamente como único líder del torneo, un punto por encima de Atlético de Madrid, que marcha con puntaje ideal después de tres fechas.