Lionel Scaloni no pudo contar con Lionel Messi en los partidos que el seleccionado argentino disputó después de la Copa América, por una suspensión.

Argentina no perdió ninguno de esos cuatro compromisos, pero la ausencia del futbolista más importante del mundo no resulta un hecho menor, principalmente porque Scaloni apunta a llegar de la mejor manera al inicio de las Eliminatorias, en marzo del año próximo.

Quizás por eso el entrenador argentino no ocultó su satisfacción por el regreso del capitán, que sorteó no solo aquella sanción sino algunas lesiones musculares, antes de volver a ponerse la camiseta albiceleste en el clásico de este viernes ante Brasil, en Arabia Saudita.

“Messi está como siempre. Es una alegría tenerlo porque es uno más del grupo. La relación con los compañeros fue creciendo y estamos contentos. El va creciendo con el correr de los minutos, pero es indudable que poco a poco, después de las lesiones, va agarrando su ritmo de juego”, destacó Scaloni.