Agustín Canapino revalidó este domingo por segundo año consecutivo su condición de campeón de Turismo Carretera, y logró su cuarto título en la categoría, tras finalizar cuarto en la última carrera de la temporada llevada a cabo en el autódromo Provincia del Neuquén de la ciudad de Centenario.

Al piloto arrecifeño le alcanzó con aquella posición para repetir las conquistas de 2010, 2017 y 2018, y sumar así un nuevo logro a su exitoso palmarés, que incluye, por ejemplo, siete coronas de Top Race V6, una de Súper TC2000 y una de TC Pista.

Canapino solo sufrió sobre su Chevrolet en las primeras tres vueltas, porque Emiliano Spataro, el ganador de la serie más veloz, sufrió la rotura de un palier en la largada y debió abandonar en su última carrera sobre el Torino del equipo Renault.

Esa situación le generó la oportunidad a Valentín Aguirre de colocarse no sólo al frente de la carrera, sino también de situarse momentáneamente en la cima de la Copa de Oro, con apenas 0.75 puntos de ventaja sobre Canapino.

Pero desafortunadamente para Aguirre la carrera sufrió la primera de dos neutralizaciones en el giro número 3 y en el relanzamiento, quizás confundido porque el semáforo no funcionó a raíz de un corte de energía en el circuito, se quedó con las manos vacías, porque perdió una posición. Por si fuera poco, Canapino avanzó dos casilleros y quedó séptimo.

En las restantes 24 vueltas (la carrera terminó por tiempo con una vuelta menos), el Titán de Arrecifes ganó otros tres lugares y finalizó cuarto, detrás de Juan Manuel Silva, el vencedor con un Ford, del Torino de Lionel Ugalde y del Dodge de Aguirre, quien completó el podio.

El título volvió a quedar en poder de Canapino, quien al igual que el campeón de TC Pista, Diego Ciantini, no pudo celebrar en el autódromo neuquino junto a su padre, el preparador Alberto Canapino, quien se encuentra suspendido por la ACTC.

Canapino, con dos victorias en esta temporada (Rafaela y San Nicolás, ambas en el playoff), terminó la Copa de Oro con 209.25 puntos y 14.25 de ventaja sobre Aguirre.

Foto: Prensa Canapino.