Brian Fernández desde hace años vive envuelto en polémicas y problemas personales. Su adicción a las drogas le ha privado en el pasado construir la gran carrera profesional que prometía alcanzar gracias a su talento desde sus inicios, y su inicio en Colón de Santa Fe, el club del que es hincha, no estuvo exento de inconvenientes.

“Brian tiene un problema personal desde el lunes y por eso decidimos darle libre hasta que él considere que puede volver”, comunicó el entrenador Diego Osella en conferencia de prensa.

Luego de un tratamiento para alejarse de las drogas, tras la suspensión que sufrió mientras jugaba en Racing Club, Fernández se sobrepuso con buen juego en sus pasos por Chile, México y Estados Unidos, de donde debió irse por haber roto con el protocolo de atención a adicciones.

Con este arranque en el sabalero, el futuro de su carrera vuelve a envolverse en una gran incógnita.