El presidente de la Nación, Alberto Fernández, subió el tono hoy sobre las personas que violan la cuarentena obligatoria para evitar la propagación del Coronavirus y afirmó que “son unos incoscientes”.

“Son unos inconscientes, y lo que no entra con la razón, entra con la fuerza. Los vamos a detener y a secuestrar los autos”, dijo el primer mandatario por la señal de A24.

Y continuó: “Con los intendentes acordamos, junto a Axel (Kicillof), que ellos van a controlar las subidas a las autopistas, arriba de las autopistas, la gendarmería y policial federal hacen los controles, y dentro de la ciudad de Buenos Aires, la Policía de la Ciudad; está todo organizado”.