Piloto X: una década de compromiso social

El Piloto X nació casi como un juego, pero el costado lúdico de ponerse un traje para promocionar una categoría de automovilismo deportivo rápidamente quedó a un costado cuando, en paralelo con esa actividad, vio los rostros atentos de cada uno de los niños que lo escucharon hablar por primera vez de la educación vial.

El click fue gigante. Tanto, que las charlas en las escuelas de todo el país comenzaron a ser más habituales y terminaron por convertirse en el signo distintivo de este particular personaje que también aboga por la inclusión social y que, en este mes de julio, cumple una década intentando generar cambios importantes en la conciencia social.

Las carreras de la categoría Top Race V6 fueron el marco para su presentación. En cada ciudad que la categoría recorrió en ese lapso, el Piloto X estuvo ahí, entregando un poco de conocimiento y otro tanto de carisma.

Foto: Prensa Top Race

“Es un placer haber recorrido este camino junto a personas tan valiosas, que siempre me brindaron apoyo para trasladar el mensaje que uno pretende dar”, le dijo a IAM Noticias el particular personaje, que nunca dio a conocer su identidad en público. Casi como un superhéroe norteamericano, pero criado en la zona norte del conurbano y convertido en un luchador de mil batallas de índole personal.

El camino del Piloto X con Top Race se quebró de pronto. Quien tanto dio, poco recibió. Pero este hombre de negro (y amarillo), dueño de un ojos gigantes y una X estampada entre ellos, supo reponerse, reinventarse y ser capaz de valorar su cosecha.

“Si bien cuando uno encara un proyecto lo hace con las mejores expectativas, siento que el proceso me entregó momentos que nunca imaginé”, manifestó.

Pese a aquel traspié, las charlas viales en las escuelas de todo el país y las actividades solidarias no se detuvieron, siempre con un mismo objetivo: “sumar siempre en la inclusión”.

“Más que de palabras o hermosos mensajes, se trata de gestos que deben transformarse en acciones, con el simple objetivo de empatizar y ponernos en el lugar de los demás”, reflexionó, y agregó: “La verdadera convivencia nace cuando realmente nos preocupamos por conocer a los demás”.

Foto: Asdra

El Piloto X también destacó un privilegio que lo abrazó al cumplir esta misión solidaria.

“Una de las mejores cosas fue poder recorrer y conocer nuestro hermoso país. Distintas ciudad y pueblos. Lo mejor que tenemos los argentinos, es nuestros paisajes y el calor de la gente”, aseguró.

La pandemia de Coronavirus lo obligó a celebrar esta década de ayuda desinteresada desde el confinamiento. Aún así, recibió el saludo de figuras del deporte, el espectáculo y la política, a través de las redes sociales. Cuando el objetivo es solo sumar, la cosecha nunca puede ser negativa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *