La dirigencia de Newell’s no quiere más a Kudelka, quien se niega a renunciar

La dirigencia de Newell’s Old Boys entiende que el ciclo de Frank Kudelka comoentrenador del plantel profesional llegó a su fin con la derrota del pasado viernes, como local ante Independiente, y la intención es convencerlo de rescindir su contrato, que vence a fin de año. Por ahora no lo lograron, tras una serie de reuniones que se fueron desarrollando durante todo el fin de semana, y por tal motivo existe un cierto malestar ante la postura tomada por el director técnico.

En los últimos dos días, Kudelka dirigió las prácticas ya pensando en el partido del sábado contra Defensa y Justicia, ya que pretende continuar en el cargo porque aduce que los jugadores le han dado una muestra de actitud en los últimos encuentros, más allá de que los resultados no fueron los deseados. Tanto la Comisión Directiva como el mánager, Sebastián Peratta, piensan que esta situación sería estirar la agonía de un proceso que está terminado.

Los cónclaves con el actual entrenador rojinegro continuarán esta semana para llegar a un acuerdo, porque echarlo significaría pagarle el resto del contrato y dicho monto generaría un gran perjuicio económico para la institución, ya que la suma superaría el medio millón de dólares.

La lista de candidatos a reemplazarlo es extensa, pero en el podio están Germán “el Mono” Burgos, Juan Pablo Vojvoda y un tercer lugar compartido entre Mariano Soso, Fernando Gamboa y Gabriel Batistuta.

Aunque la dirigencia busca primero oficializar la salida de Kudelka para entablar las respectivas conversaciones con su sucesor, la versión es que Burgos podría estar arribando el próximo jueves al país. También se dice que contra Defensa y Justicia, si no dan los tiempos para que asuma el nuevo técnico, se haría cargo del equipo Federico Hernández, quien actualmente comanda la reserva leprosa.