Adrián “Loco” Bianchi, del fútbol al pentagrama, y su nueva apuesta musical

Dos caminos se cruzaron, y se siguen cruzando, de forma constante en la vida de Adrián Loco Bianchi: el fútbol y la música. Aquel picante puntero derecho que apareció en Vélez Sarsfield, siguió en Ferro Carril Oeste, Platense y en el exterior, y luego se convirtió en director técnico siempre tuvo una guitarra y la escritura de música como amigos inseparables.

La literatura, con tres libros publicados, y la conducción de programas radiales extendieron su fase artística. “Mantengo la adrenalina deportiva y la sensiblidad artística”, ejemplificó, hace unos años, y nada varió con el paso del tiempo. El ex futbolista, devenido entrenador y músico, a los 60 años inició, con mucho entusiasmo, un nuevo proyecto.

Lanzado nuevamente al ruedo musicial, el viernes 13 de julio será el estreno público de su flamante banda, Natural, en un local del Oeste del Gran Buenos Aires. La cantante Rocío Isólica es la voz y Bianchi está a cargo de la guitarra y de la autoría de los temas. En los últimos meses, el ex

“Empezamos con los ensayos y después a grabar demos y los fuimos subiendo a nuestro canal de Youtube. Ahora haremos la primera presentación y después seguirá la grabación de un cedé con todos los temas ensamblados. Desde siempre compuse temas y toqué la guitarra, más allá que en algún momento, debido a mi carrera profesional en el fútbol, no le pude dedicar tanto tiempo”, le cuenta Bianchi a IAM Noticias.

Blues, principalmente, y rock comprenden el repertorio musical de Natural. Sobre los temas que compone, el entrenador y artista explica que “las letras están relacionadas con el estilo del blue. similar al tango: el amor y el desamor, la melancolía y la tristeza”.

El fútbol también continúa siendo parte de la vida de Adrián Bianchi, tras su paso como entrenador en las divisiones inferiores de Ferro Carril Oeste, en el presente dirige a Terravista, en el torneo Intercountries, como parte del equipo de trabajo que comanda Oscar Garré, el lateral zurdo campeón del mundo con Argentina en México 1986.