El delantero juvenil Benjamín Rollheiser sufrió hoy durante el entrenamiento de River Plate en el predio de Ezeiza la rotura de ligamento cruzado anterior de la rodilla izquierda, lesión que le demandará alrededor de ocho meses de recuperación.

El futbolista formaba parte de la práctica del Millonario junto a los jugadores que no actuaron en el triunfo 1-0 ante Banfield cuando sintió el problema en el tobillo y tuvo que salir inmediatamente del campo.