River Plate tuvo una buena noticia y otra mala durante esta mañana, ya que Milton Casco recibió el alta médica y se confirmó que Gonzalo Montiel padece una distensión muscular grado 1.

Si bien Casco deberá sumar ritmo futbolístico, físicamente está pleno y recuperado de la fractura de clavícula que sufrió a fines de febrero ante San Martín de Tucumán.

Ante la baja de Montiel, quien tendrá un tiempo de recuperación estimado de dos semanas por su lesión en el recto anterior izquierdo, el habitual lateral izquierdo podría regresar y cambiar de banda para la ida de la Recopa Sudamericana ante Athlético Paranaense.

En caso de que Montiel llegara en condiciones y Marcelo Gallardo lo incluyera desde el inicio, saldría Fabrizio Angileri para que Casco ocupe el sector izquierdo de la defensa.