Matías Almeyda reiteró hoy su deseo de algún día ser entrenador del seleccionado argentino de fútbol, pero de todos modos apoyó al ciclo del entrenador Lionel Scaloni y aseguró que no vio “tan mal” al combinado albiceleste en la Copa América.

“No lo veo tan mal a Argentina. Podría estar mejor, pero confiemos, al igual que en cuanto al país, que empecemos a crecer”, manifestó el entrenador de San Jose Earthquakes en una entrevista con TyC Sports.

Para el azuleño “es momento de apoyar”, y espera ser considerado por la AFA cuando “los contratos se cumplan”.

“Es un lugar donde muchos entrenadores quieren estar. Deseo que realmente puedan cumplir su ciclo, que puedan aprovechar la oportunidad que les dieron. Trabajan, le meten amor, le meten pasión. Nosotros tenemos que trabajar en nuestros clubes, cuidar lo nuestro y desearles lo mejor hasta que los contratos se cumplan. Son lugares donde muchos queremos estar. Es momento de apoyar y, cuando toquen las decisiones, siempre y cuando se provoquen de manera natural”, aclaró.

De todos modos, advirtió que “se debe mejorar, porque terminamos en un tercer puesto y necesitamos empezar a ganar”, y consideró que la primera tarea del cuerpo técnico albiceleste es “encontrar un estilo de juego”.

Sobre la Copa América, consideró que Brasil, “en líneas generales, fue un justo campeón”, “más allá de que lo favorecieron”.

“El partido con Argentina fue muy parejo, y eso nos deja tranquilos de que estamos en la pelea”, rescató.

Finalmente, Almeyda repitió que no volvería a dirigir a River Plate en un futuro.

“A River lo llevo en lo más profundo de mi corazón. Como hincha y todo queda ese cariño, pero no lo dirigiría más. Estuve en el momento en el que tuve que estar. Lo viví muy lindo como jugador, con una etapa muy negra al final, no pude tener mi último partido, no me pude retirar. Y dirigí en la etapa más negra de la historia, pero ya está. Sigo alentando y poniéndome contento de todo lo que le pasa. Mi amor por River va a crecer, pero no para dirigirlo otra vez”, concluyó.