La partida de Ángel Correa al fútbol italiano está cada vez más cerca, ya que mañana habrá una reunión decisiva entre dirigentes de Milan y Atlético de Madrid para cerrar la operación.

Según informó hoy La Gazzetta Dello Sport, en el cónclave se buscará la solución para acortar la diferencia entre la oferta de 40 millones de euros del rossonero y la pretensión de 50 millones del colchonero.

Lo más probable es que se termine concretando el pase sumándole bonus por objetivos a la propuesta de Milan, que está decidido a hacerse con los servicios del rosarino e intenta a su vez colocar en el mercado a Patrick Cutrone y André Silva para hacer caja.

Correa ve con buenos ojos partir de Atlético de Madrid, donde ya estaba relegado y podría quedar aún más atrás si se concreta la llegada de James Rodríguez al plantel que comanda Diego Simeone.