Nueva Chicago e Independiente Rivadavia ratificaron esta tarde, con el empate 1-1 en Mataderos, que salir airosos de un encuentro en la Primera Nacional no es su fuerte, al menos en el presente torneo.

El Torito de Mataderos, que venía de obtener su segundo triunfo en el campeonato y ocupa el último lugar de las posiciones de la Zona A con 15 puntos, se puso en ventaja a los 25 minutos del primer tiempo por intermedio de Horacio Martínez.

El conjunto mendocino, que quedó con 19 unidades y hace cinco partidos que no gana, niveló el marcador a los 2 minutos del complemento, a través de Ángel Prudencio.

El partido se disputó en el estadio de Defensores de Belgrano, por la sanción que pesa sobre la cancha de Chicago.

Ambos equipos sufrieron el descuento de un punto por incidentes ocurridos en sus respectivos estadios.