Sato se quedó con las 500 Millas de Indianápolis

El japonés Takuma Sato, con un Dallara-Honda del equipo Rahal Letterman Lanigan Racing, se consagró ganador de la edición 104 de las 500 Millas de Indianápolis.

Esta es la segunda ocasión en que Sato se queda con la tradicional competencia automovilística, ya que la ganó por primera vez en 2017, en esa ocasión con un auto del equipo Andretti Autosport.

Sato, por otra parte, tuvo el privilegio de convertirse en el vigésimo piloto en ganar la carrera al menos dos veces.

El piloto japonés, de 43 años, compitió en Formula 1 de 2002 a 2008, en 2010 debutó en la Indy Car Series, y desde 2018 representa al equipo Rahal.

Scott Dixon, terminó segundo, y el compañero de equipo de Sato, Graham Rahal, ocupó el tercer lugar.

La carrera terminó con bandera amarilla por el durísimo accidente de Specer Pigot.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *