Matías Rossi hizo este mediodía la parte del trabajo que le restaba en el autódromo de El Villicum, en San Juan, y se adjudicó un merecido triunfo en la tercera final de la temporada de Súper TC2000.

El piloto bonaerense logró la pole el sábado y este domingo no dejó dudas acerca del rendimiento de su Toyota Corolla, al que mantuvo en la delantera durante las 23 vueltas de una carrera que tuvo un inicio accidentado.

Su compañero en el Toyota Gazoo Racing, el mendocino Julián Santero, terminó en la segunda posición, mientras que Matías Milla, con un Renault Fluence, completó el podio.

El tandilense Leonel Pernía, también piloto del equipo Renault y ganador de las primeras dos carreras de este 2019, terminó cuarto y conservó así el liderazgo en el campeonato.

Rossi realizó una buena largada y mantuvo sin problemas la posición en el relanzamiento, tras el ingreso del auto de seguridad.

Santero no se movió del segundo casillero, mientras que Milla, beneficiado por el accidente del inicio, pero también por la deserción de Agustín Canapino (problemas en el motor) que propició aquella neutralización, llevó al error a Facundo Chapur y quedó tercero.

Así terminaron la competencia, con los Toyota escapados y Milla persiguiéndolos a una buena distancia.

La próxima competencia de Súper TC2000, cuarta del campeonato, se disputará el 9 de junio en el autódromo de la Ciudad de Rosario.

Foto: Prensa Súper TC2000