Juan Martín Del Potro reconoció hoy que en el presente torneo de Roland Garros no se pone la vara muy alta, debido a su reciente regreso al circuito profesional luego de una seria lesión de rodilla.

“Sabemos que este torneo es parte de la recuperación, no tengo expectativas muy altas, lo más importante es mi salud y sentirme bien de la rodilla. La idea es seguir mejorando para que en la segunda parte del año poder tener expectativas más altas”, comentó el tandilense por la señal de ESPN, tras ganarle en primera ronda de Roland Garros al chileno Nicolás Jarry.

Sobre el choque con el jugador trasandino, Del Potro dijo: “Me costó entrar en el partido, pero desde el segundo set me sentí más sólido y le pude encontrar la vuelta”

“Voy de a poco, disfrutando de volver a jugar al tenis”, resaltó.