“Kevin es un campeón, un All-Star, y uno de los grandes jugadores de esta generación, o de cualquier otra. Agregar un jugador del calibre de Kevin a nuestra organización eleva nuestra capacidad para competir con los equipos de élite en esta liga”.

Con esas sencillas palabras, Sean Marks, gerente general de los Brooklyn Nets, oficiliazó uno de los movimientos más importantes del mercado de la NBA: el arribo de Kevin Durant.

Por su parte Kenny Atkinson, head coach del equipo, indicó “él ya se ha establecido como un campeón y uno de los mejores jugadores de todos los tiempos, y no podríamos estar más emocionados de darle la bienvenida a nuestro programa en Brooklyn “.

Durant estará unido a los Nets por los próximos 4 años, a cambio de lo cual recibirá 164 millones de dólares.

La llegada de Durant a los Nets se produjo en un intercambio por el cual esta franquicia recibirá además una selección de primera ronda protegida del 2020; mientras que los Golden State Warriors tendrán a cambio a D’Angelo Russell, Shabazz Napier y Treveon Graham.